Tales of Arise, otra gran aportación al JRPG

Siempre es una alegría para los jugadores cuando una de sus sagas favoritas publica nueva entrega. Como tal, Tales of Arise fue un lanzamiento muy ilusionante para muchos, entre los que me incluyo. ¿Merece la pena? ¡Pues ya os adelanto que bastante! A nivel de videojuego, estamos ante un gran salto en la saga.

Para los que os gusta haceros una idea de la duración, os puedo comentar que yo registro 55 horas en el momento de acabar la trama principal y hacer este análisis. Eso sí, jugué en difícil que eso siempre lo alarga un poco, además de entretenerme muchísimo completando la mayoría de secundarias. El juego tiene contenido de sobra.

Aquí voy a valorarlo de forma sincera, como siempre. Y eso significa que pese a su enorme calidad, no vamos a omitir ciertos detalles negativos. Nunca consiguen empañar demasiado la experiencia, pero deben mencionarse. ¡Vamos a ello!

Espectáculo audiovisual

Esperaos una fiesta de efectos especiales y explosiones elementales durante cada enfrentamiento

Una vez más, veo necesario empezar por este apartado. Y es que el salto gráfico de Arise en su saga es muy grande. Se ve mucho mejor, con unos modelos 3D de los personajes más expresivos y secuencias preciosas sin necesidad de pasar al puro anime. Aunque como siempre, también tendremos cinemáticas de ese estilo. ¡Que nunca falten!

Vemos multitud de efectos bien logrados, consiguiendo que cada batalla sea un espectacular despliegue de vistosas artes. Explorar sus escenarios es más placentero que nunca, entre otras cosas por la belleza de los mismos. Y lo que podía sembrar duda, sus «skits» (conversaciones entre personajes) han mejorado muchísimo la presentación. El cambio es todo un acierto. ¿Mi única pega? ¡Necesitábamos un bestiario más variado!

Eso sí, he podido comprobar que el rendimiento entre PS4 y PS5 es muy distinto en esta entrega. La nueva consola mueve el juego sin problemas, pero las versiones de anterior generación sufren al cargar texturas. También padecen bajones de FPS en varios momentos. No se hace injugable, pero ahí está. Desconozco si esto pasa con Xbox One.

Por lo demás, la música está al enorme nivel al que nos tiene habituados la saga. Es muy subjetivo medirlo respecto a otras entregas, pero mínimo podemos confirmar su gran calidad. De hecho, existen varias sorpresas musicales muy bonitas. En cuanto a los actores de voz, sobra decir que los japoneses cumplen tan bien como de costumbre.

El viaje de los héroes

Tales of Arise Alphen Shionne
Muchas aventuras descubriendo mundos de fantasía mientras recibimos mensajes bonitos. La tónica habitual de Tales of

Lo que más esperamos en este tipo de JRPG es que la historia esté a la altura, ¿y cómo iban a decepcionarnos? Una vez más, la trama principal cumple de sobra. Gira en torno a la libertad, todo un clásico en el género, pero muy bien llevado. Nuestros protagonistas irán uniéndose por las circunstancias y, juntos, recorrerán el mundo revelando sus misterios.

Es otro tema bastante subjetivo y a cada uno le gustará un estilo de historia u otro. Por ejemplo yo, que seguiría prefiriendo la trama principal de Berseria. Sin embargo, me alegra decir que Arise nos cuenta su propuesta de forma maravillosa, teniendo como tema principal el conflicto entre las naciones de Rena y Dahna. Obviamente, nosotros estaremos situados en el bando oprimido, otra postura clásica.

La relación entre nuestros compañeros está muy cuidada. Tenemos más interacciones valiosas que nunca, conversaciones en los campamentos y muchos detalles que los hacen sentir vivos. Su unión y actitud está genial representada y es un placer acompañarlos en la aventura. Todos nos aportan algo y no los olvidaremos fácilmente.

Pero todavía más importante, debo destacar el tono serio y adulto de su historia. Los personajes son algo mayores y más conscientes de su entorno. Yo lo agradezco mucho, pues aunque los viajes con el típico grupo de adolescentes están bien, no viene mal el cambio. Las bromas y tonterías llegan cuando deben, sin sacarte de la trama ni ser excesivamente recurrentes. Cuando hay humor, está bien implementado.

Un grupo sólido

Tales of Arise protagonistas
Otra gran selección de protagonistas en la que cualquiera escogerá su favorito y poco habrá que discutirle al respecto

No hay duda de que los protagonistas se llevan el gran mérito de la aventura a nivel narrativo. Su construcción y desarrollo son geniales, dejándonos ver su avance tanto en la trama principal como en actividades y conversaciones secundarias. Es imposible quejarse en este punto y ya estoy deseando dedicarles su correspondiente lista, como hice con los de Berseria.

Pero esto es Tales of, así que no resulta suficiente con eso. Como buen juego de la saga, los personajes también deben estar a la altura en la parte jugable, hasta el punto que cada cual tenga su favorito y no se vea «obligado» al protagonista principal. Es una cosa que pasaba por ejemplo con mi queridísimo Ludger en Tales of Xillia 2.

Me satisface afirmar que esto se ha conseguido mejor que nunca. En Arise, manejar a los seis personajes es una gozada; muy distintos a nivel jugable, cada uno con su estilo de combate. Resulta bastante satisfactorio el poder cambiar libremente entre ellos durante la batalla. Y se nota más en dificultades altas, pues la IA por si misma no nos pondrá las cosas fáciles. Debemos intervenir nosotros de forma activa.

Eso sí, Shionne y Dohalim son más complicados de llevar. Ambos poseen tanto ataques como curaciones y puede que los seis espacios (doce con las opciones aéreas) para asignar artes se sientan insuficientes. Aun así, una buena configuración puede hacerlos a todos factibles, aunque personalmente prefiero manejar a los otros cuatro y dejar esa pareja como apoyo a la IA.

Batallas a otro nivel

La curva de progresión es adecuada. Empezaremos con algo sencillo, pero poco a poco iremos a más

Uno de los saltos más agradecidos en la saga se nota en el sistema de combate. Y aquí no me tiembla el pulso al afirmar que estamos ante la mejor entrega jugable de Tales of. Las batallas son muy divertidas y controlar a los protagonistas en ellas no puede ser más agradable. Además, la dificultad media es buena para ofrecer un viaje equilibrado con el reto justo.

Los controles están mejor presentados y nos dejan claro desde un principio que el botón de esquive cobrará el mayor de los protagonismos. Evitar impactos es vital ahora, pues también nos permitirá contraatacar con mayor fuerza si lo hacemos en el momento justo. También existen ciertas acciones que podremos combatir con las habilidades de apoyo de los personajes. Por ejemplo, cancelar artes enemigas con Rinwell o detener sus embestidas mediante Kisara.

Para acabar de adornarlo, en este juego tendremos una amplia variedad de jefes. Varios de ellos ofrecen batallas increíbles, pero eso sí, no todos cumplen. Muchos enfrentamientos consisten en versiones sobrealimentadas de los monstruos comunes. Y los más «gigantes» no dan luchas atractivas más allá de lo visual. Con la dificultad máxima son largos de derrotar, pero de forma más tediosa que desafiante.

Todos comparten mecánicas similares y debemos aprender a utilizar bien las especialidades de los protagonistas, así como aguardar el mejor momento para atacar. Es un alivio que Arise no consista en machacar botones sin más y nos exija un poco de atención, consiguiendo por el camino que contemos con todos los personajes. Espero sinceramente que la saga siga esta nueva tónica.

Explorando Dahna

Tales of Arise pesca
Tales of ya tardaba en incluir juegos de pesca en sus JRPG, y está entretenido hasta cierto punto. Un aliciente más

He visto mucho énfasis en el tema de la exploración en Arise y sí, el movimiento del personaje por el escenario se ha mejorado y ahora podemos incluso nadar. Pero no dejan de ser mejoras lógicas (e incluso tardías) según pasan los años en la saga. Creo que lo ideal hubiese sido mostrar a todos los personajes durante el recorrido. Es algo que tienen otros JRPG y considero una carencia de Tales of.

En cualquier caso, explorar el mapa a conciencia será esencial, pues ahora solo ganaremos dinero vendiendo objetos. Y no es un recurso tan ilimitado, así que más nos vale ir recogiendo cualquier cosa que veamos y gestionar nuestros recursos. De paso, encontraremos desvíos que nos llevarán a misiones secundarias. Y es algo en lo que debemos profundizar.

Es cierto que varias tareas extra solo consisten en matar enemigos o entregar objetos, pero si ya lo hiciste antes de coger la misión, puedes entregarlos sin más. Por ello, no son pesadas en absoluto. El resto de secundarias o bien te llevan a un jefazo opcional, o te cuentan algo que enriquece un poco a su mundo y personajes. Estas últimas no son mayoría, pero están ahí.

También habrá desafíos que podríamos considerar «postgame» y requerirán que subamos bastante de nivel para completarlos. Alguna nueva «mazmorra», jefes poderosos e incluso participar en la arena, que ofrece más de lo mismo en grupo o con cada personaje en solitario. Otra opción es volver a combatir con viejos enemigos en sus versiones más potentes. Hay contenido para rato tras la principal si queréis el 100%, con preciosas sorpresas si sois fans de la saga. Vale mucho la pena.

Tales of Arise Shionne

Valoración final

92/100

No cabe duda de que, como JRPG, estamos ante un imprescindible en cualquier catálogo de videojuegos. Cada uno decidirá si es mejor o peor que otros títulos de la saga, pero creo que todo el mundo debería darle su oportunidad. Tales of viene pisando fuerte y la apuesta por Arise no podría ser más grande. ¡Me alegra que esté vendiendo tan bien! Y no puedo más que quedar encantado gracias al detalle del postgame.

Como veis, tampoco se libra de sus pegas como su reducido bestiario, algunos jefes simplones o el regular rendimiento en la vieja generación de consolas. Son defectos menores que no consiguen estropear nada, pero están ahí y habrá a quien le molesten más que a mí.

Si os soy sincero, lo que me fastidia personalmente del título no tiene mucho que ver con él y sí con las adaptaciones al español en general. Y es que cada vez me gusta más jugar en inglés, pues los errores creativos a la hora de adaptar los textos a nuestro idioma son muchas veces bastante desafortunados. En este sentido, Tales of Arise tiene varias expresiones españolas que no vienen a cuento y ocasionales errores de trama dentro del propio diálogo.

Pero bueno, me despido asegurando que llegarán las listas de favoritos y la crítica con spoiler a la historia del juego. ¡Como no podía ser de otra forma! No me gusta destripar nada ni por accidente en los análisis. Estos títulos merecen que cada uno los descubra y se sorprenda por su cuenta.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *